Flor del desierto

Waris Dirie (2009) Flor del desierto, Maeva

RESUMEN:

portada-flor-del-desiertoWaris es una niña somalí a quien a los 13 años le practican la ablación. Un día se entera de que su padre la quiere casar con un anciano, esa noticia la lleva a tomar la decisión de huir aunque para ello tenga que dejar atrás a toda su familia. Llega hasta Mogadiscio donde vive con varios familiares hasta que un día su tío, el embajador de Somalia en Inglaterra, le pide que trabaje como criada en su casa. Ve su oportunidad de alejarse del pasado y comenzar una nueva vida con la que poder ser feliz.

Tras trabajar varios años en la embajada se queda en la calle. Conoce a una chica que le consigue trabajo y una residencia donde dormir. Mientras estaba trabajando en un restaurante un fotógrafo famoso, Terence Donovan, la descubre y la convierte en una modelo de fama internacional. Gracias a que se hizo famosa pudo contar su verdad a la sociedad, se ha convertido en embajadora de la ONU y puede ayudar en la lucha contra esta lacra.

VALORACIÓN:

Me encanta la lectura y tengo que decir que Flor del desierto se ha convertido en uno de mis libros favoritos, no solo por la historia que cuenta, sino por la reflexión que provoca leer la novela.

Gracias a este libro podemos ver lo que ocurre más allá de Europa, porque la ablación, a pesar de estar prohibida se sigue realizando y eso es una realidad. Con esta lectura reafirmo la suerte que tenemos todas aquellas que no la sufrimos y siento la necesidad de tener más presente lo que pasa en otras partes del mundo.

waris-dirieWaris Dirie ha conseguido emocionarme de verdad, no se trata de una ficción inquietante, no, es su vida la que nos muestra con toda su crudeza. Me ha impresionado su fortaleza ante las adversidades y la firme decisión de ser la dueña de su vida. Tras acabar el libro me puse a pensar si yo hubiera actuado así ante tal número de problemas y la respuesta es que no, no soy tan valiente.

Los escenarios tan actuales y diversos como el desierto de Somalia, las ciudades de Londres o Nueva  York… y el tema tan impactante y tan a ras de suelo han constituido los principales motivos por los cuales me interesó tanto este libro.

Su estilo destaca por su sencillez, nada de rebuscamientos ni de artificios innecesarios. Parece que la motivación principal es la de dar a conocer esa realidad, cargada de realismo y para ello se sirve de un lenguaje cercano, nada retóriportada-desert-flowerco, se trata de aproximarse con calidad y verosimilitud al lector.

Algunas frases me han llegado mucho. Son afirmaciones que me han tocado:

“Las mujeres son la espina dorsal de África”

“Cuando era una niña decía a mi madre que no quería ser mujer. ¿Para qué? Cuando sufres tanto dolor y eres tan desdichada. Ahora que he madrugado estoy orgullosa de ser mujer. Por el bien de todos intentemos cambiar lo que significa ser mujer”.

Ponerse en el lugar de todas aquellas mujeres que sufren día a día y pensar que en que esta sociedad se puede cambiar y mejorar con el concurso de TODOS, este es el mensaje, ¡manos a la obra!

Asimismo hay imágenes que te hacen pensar:

“El último camello de la fila camina tan deprisa como el primero”

Es verdad que la sensación al leer esta novela ha sido la de un profundo sentimiento de dolor, tristeza e impotencia al saber que esa aberración ocurre hoy y no poder hacer nada para impedirlo. No obstante, si empatizar y concienciarnos de que no podemos dejar pasar estos hechos con las manos cruzadas era la motivación del autor, lo ha conseguido con éxito. ¡Bravo!

PUNTUACIÓN: 9’5/10.
RECOMENDACIÓN: Se lo recomendaría a todo tipo de público. Es perfecto para incentivar la empatía hacia todas aquellas niñas que a diario sufren la ablación, porque aunque hayamos avanzado en la lucha contra la infravaloración y el maltrato de las mujeres aún queda mucho camino.

Libro (Edición Bolsillo. Encuadernación: Tapa blanda, 256 páginas) 8.55€

AUTORA: Marta Moreno Lloret. Alumna de 2º Bachillerato

Protection - Child marriages -Mbera refugee camp: A fifteen years old Afaid Maiga is a Malian refugee living in M'Bera refugee camp in Mauritania. Afaid never attended school, two years ago her and her family fled the violence in Northern Mali and sought refuge in M'Bera refugee camp in Mauritania. At the age fourteen, her father forced her to marry a men much older than her. Afaid's mother opposed the marriage and filed her case with the M'bera refugee leader who referred her to UNICEF's partner InterSOS. Child protection network and InterSOS intervened and managed to convince the father and Afaid's new husband to break the marriage. Now almost a year since Afaid's marriage has been nulled, she continues to live with her parents in M'bera refugee camp. Occasionally she visits a youth club but she doesn't want to undertake informal education programme saying that she wants to help her mother with house choirs. Bassikonou, Hodh Ech Chargui, Mauritania.

Según UNICEF, al menos 200 millones de niñas y mujeres, que viven en 30 países, han sufrido la mutilación genital femenina (MGF), (datos recogidos del informe estadístico publicado la víspera del Día Internacional de Tolerancia Cero con la Mutilación Genital Femenina de 2016). Del total de mujeres que han sufrido la ablación, 44 millones son niñas menores de 14 años y entre las niñas de esta edad, la mayor incidencia se produce en Gambia, con un 56%, en Mauritania con un 54%, y en Indonesia, donde alrededor de la mitad de las niñas menores de 11 años han sido sometidas a la práctica. Los países con mayor prevalencia de la mutilación genital entre niñas y mujeres de 15 a 49 años son Somalia, con un 98%, Guinea, con un 97%, y Djibouti, con un 93%.

Solo la lectura de estas cifras hace que se nos corte la respiración… ¡¡Ufff!!amanecer-en-el-desierto

Ejemplos de vida como el de Waris Dirie y su trabajo como embajadora de la ONU contra la MGF constituyen el altavoz necesario para luchar contra esta práctica y tratar de erradicarla. Además ha creado una fundación (la Desert Flower Foundation) con el objetivo de concienciar a la sociedad sobre la problemática de la ablación y de prestar asistencia a las víctimas de dicha aberración.

En 2001 publica otra obra, Amanecer en el desierto, en la que cuenta su experiencia como embajadora y su reencuentro con su tierra, Somalia, y con su madre.

En  2008 comenzó el rodaje de la película basada en su libro Flor del desierto de la que es coproductora la propia Waris y su papel lo interpreta la modelo etíope Liya Kebede. En este fragmento asistimos con impacto y conmoción a la denuncia de esta violencia contra las niñas indefensas:

¡¡Tolerancia CERO con la Mutilación Genital Femenina!!

Anuncios
Categorías: 4ESO | Etiquetas: , , , , , | 11 comentarios

Navegador de artículos

11 pensamientos en “Flor del desierto

  1. Gonzalo de la Flor 4ºB

    Me parece un libro interesante de leer , ademas tiene que ser una historia impactante debido a las cosas horribles que cuenta el resumen.

  2. Nikoleta

    El sufrimiento de las mujeres es una triste realidad que sucede a diario, sin embargo, alejados de las culturas en las cuales las mujeres son consideradas meros ”objetos” hace parecer que sean simples relatos a los que apenas damos importancia.
    La ablación sigue siendo una práctica que permanece vigente en países poco desarrollados, las jóvenes son sometidas a esta lacra, sin poder mostrar oposición. Pocas se atreven a luchar para conseguir la erradicación de este hecho. Pero no se puede pretender acabar con los valores que inculca una civilización, por muy erróneos que sean estos, si las propias protagonistas en ocasiones lo consideran normal.
    En definitiva, hay que buscar una solución, puesto que ninguna cultura y religión debe anteponerse a los derechos de los humanos y más si supone un riesgo para la salud.

  3. Adrián Carretero San Inocencio

    Lo primero que he de decir es dar la enhorabuena a Marta Moreno por el resumen y la valoración tan conmovedora de la obra que nos ha ofrecido. Lo segundo es que aunque no haya tenido oportunidad de leerme este libro encuentro su temática muy sorprendente. Es una vergüenza que a día de hoy sigan existiendo estos acontecimientos y más aun en esas proporciones tan desorbitadas. Por eso ahora y más que nunca hay que unir fuerzas y concienciar a la población de estos hechos y prestar ayuda para zanjarlos, y la difusión de esta obra me parece el mejor método para hacerlo.

  4. sergio

    Cuando he leído esta reseña me he quedado de piedra, porque pensaba que estas torturas ya estaban erradicadas. El mayor problema es que no solo hay dos o tres casos, sino que hay más de 200 millones de niñas y mujeres maltratadas. Es una pena de que hoy en día con toda la tecnología que hay y los medios de información tan avanzados siga habiendo tanta gente que piense como si fuera un cavernícola.

  5. Miriam Marugán de Miguel

    Con esta novela podemos darnos cuenta y reflexionar sobre la gran lacra, que aunque creamos que en la actualidad ya no sucede, vemos como aún hay países y lugares en los que debido a sus creencias primitivas la mujer se sitúa en un nivel inferior infravalorándola y, como habla en el libro, llegando a practicarlas la ablación, únicamente porque consideran que no puede disfrutar, ya que por ser mujer “no tiene este derecho”. Esta novela enseña a mujeres que han sufrido cualquier tipo de abuso, y que no luchan por miedo,como sí se puede luchar al igual que lo ha hecho Waris Derie, sin ningún tipo de temor, ya que si las propias mujeres permitimos estos hechos, esto nunca llegará a su fin.

  6. Ana

    Esta obra nos hace reflexionar sobre las diferencias que hay entre las costumbres de los distintos países y del machismo que se produce en algunos países, el cual debería ser inexistente.

  7. Eva

    He elegido esta entrada porque me llamó mucho la atención cuando lo comentamos en clase, ya no solo por eso, sino por la actualidad del tema.
    A menudo vivimos ignorando aquello que pasa ante nuestros ojos porque es una realidad que no nos gusta pero que debemos enfrentar. Muchas veces me pregunto como es posible que el ser humano puede ser capaz de herir, dañar e incluso matar a alguien de su misma especie. Convivimos todos juntos en el planeta y durante muchos mas años será así, no podemos ser tan crueles.
    No tengo inconveniente alguno en decir que el ser humano es la raza más cruel que puede existir, se dice mucho de los animales, pero quienes realmente son unos animales son todos aquellos que hacen cosas como estas. ¿Desde cuándo en una religión, creencia, tradición entra mutilar los órganos sexuales de las mujeres? no me estoy metiendo con ninguna creencia/religión/tradición, solo digo que estando en el siglo que estamos me parece inmoral llegar a estos extremos.
    Sé de sobra que aún hay países machistas por los que poco a poco se va luchando, pero no es motivo para hacerle algo tan atroz a las mujeres.
    Yo no me califico de hembrista (es el nombre real de feminista, pero la gente lo suele confundir), sí tengo algunas ideas de mujer libre e independiente con derechos, y estas mujeres lo tienen al igual que aquí. Pero por muy constante que sea la lucha contra la lacra de la sociedad, a veces pienso que vamos hacía atrás en vez de avanzar como seres humanos.
    Frecuentemente cuando vemos cosas como estas solemos decir: “Qué lástima, quiero ayudar”, “ojalá pudiese ayudar” y seguidamente cambiamos de canal sin que nos recorra un solo ápice de conciencia por esto que acabamos de ver. Deberíamos dejar de sentir lástima y desear poder ayudar y realmente hacer algo porque el mundo vaya a mejor, me incluyo.
    Suelo avergonzarme de la sociedad de ahora y enfadarme porque nos hemos acostumbrado tanto a las comodidades, a una educación, a vivir en una casa y automáticamente olvidamos que ahí fuera hay un mundo lleno de crueldad y mucho dolor, dolor hacía las mujeres, que no pueden sentirse mujeres, no pueden hacer nada tan sencillo como ir al supermercado a comprar algo porque le tienen que pedir permiso a sus maridos.
    Ni que decir tiene todas esas pobres mujeres de India a las que se les echa ácido en la cara por infidelidad o porque sí.
    Esta sociedad tiene muchos problemas con los que tratar y debemos empezar desde la raíz para llegar hasta las ramas y poco a poco dejar florecer este árbol del que todos somos dueños y así el esfuerzo dará sus frutos

  8. Álvaro Minguela Vivar

    Es alucinante que a día de hoy tengamos que escuchar que en algunos países se realicen estas practicas tan horribles. Desde mi punto de vista, creo que historias como la de esta mujer que logró escapar de aquel infierno, deben ser contadas, escritas, darlas a conocer a todo el mundo, y hacer reflexionar a la gente sobre: ¿cuándo acabará la desigualdad en este mundo?….

  9. Víctor

    Que aún haya mujeres que sigan sufriendo estas prácticas, tantas como la tremenda cifra de 200 millones y en más de 30 países, a pesar de estar prohibidas y de los avances de las últimas décadas en igualdad y en sus derechos, me parece increíble, que tantas personas lo vean normal o no lo tengan en cuenta me produce gran impotencia por saber que no podemos hacer nada. Pero apoyar lecturas como esta ayuda a su difusión, lo lea más gente y concenciándolos de que esos hechos solo tendrían que ser un mal recuerdo de antiguas creencias. Y puede que poco ayudemos a más mujeres como Waris Dirie a ganar el valor suficiente para revelarse a esta lacra y con el tiempo acabe desapareciendo.

  10. María Velasco Rodrigo

    A pesar de no haber tenido ocasión de leer la obra, esta entrada me lleva a reflexionar sobre la vida tan inhumana que sufren las mujeres que han pasado por la ablación.
    Como proyecto de mujer, me parece inconcebible que, como dice en el vídeo final, no se considere pura o digna a quien ha decidido huir de esta práctica tan dolorosa.
    Leer frases como la que mi compañera resalta:
    “Cuando era una niña decía a mi madre que no quería ser mujer. ¿Para qué? Cuando sufres tanto dolor y eres tan desdichada. Ahora que he madrugado estoy orgullosa de ser mujer. Por el bien de todos intentemos cambiar lo que significa ser mujer”.
    Me resulta durísimo. Ninguna mujer debería plantearse si serlo merece la pena. Al igual que nadie debería someterse a tal aberración.
    En mi opinión, esta acción debería ser erradicada cuanto antes para evitar que más personas sufran por ella. (`Ni una más´)

  11. Raquel de Torres

    Como ya han dicho en comentarios anteriores, “Flor del desierto”, es una novela que nos abre los ojos haciendo que reflexionemos sobre hechos tan salvajes que siguen ocurriendo en países como Somalia, y que olvidamos que continúan sucediendo porque no nos afectan de una manera directa. Me parece una obra muy interesante debido a que nos muestra una situación de superación, en la que Waris muestra un sentimiento de lucha constante por erradicar este tipo de injusticias y aberraciones que se siguen cometiendo contra las mujeres. Gracias a mujeres como ella, que nos cuentan su desagradable y triste, a la vez que conmovedora historia, muchas personas se unen para acabar con todo tipo de maltratos y sufrimientos que sufren tantísimas mujeres y niñas, dejando a un lado el miedo.

Deja tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: